Todos queremos y deseamos con ansia que nuestra casa sea un reducto de paz donde nos sintamos felices tras un duro día de trabajo. “El descanso del guerrero”, le llaman algunos. Pero para lograrlo, es necesario que hagamos todo lo posible para que el ruido se quede fuera de nuestra casa. Por eso es fundamental disponer de ventanas que aislan del ruido. No en vano, la fachada es el punto por el que más ruidos entran en una vivienda y dentro de la fachada, las ventas son el punto más vulnerable. Por eso es necesario concentrar nuestros esfuerzos en mejorar su aislamiento.

La buena noticia es que colocar unas ventanas que aislan del ruido es relativamente sencillo ya que no requieren una gran obra ni una inversión fuerte. Pero antes de lanzarte, te queremos dar cinco consejos para que aciertes al elegir e instalar las ventanas que aislan del ruido.

EL SISTEMA DE APERTURA EN LAS VENTANAS QUE AISLAN DEL RUIDO

Parece un tema menor para los neófitos, pero al hablar de ventanas que aislan del ruido, su sistema de apertura es muy importante. Debido al sistema de cierre y las juntas, las ventanas abatibles o oscilobatientes aislan del ruido mucho más que las ventanas correderas. Así que ya sabéis cuál tiene que ser vuestra primera elección.

ventanas que aislan del ruidoEL VIDRIO: A MÁS GROSOR, MAYOR AISLAMIENTO

Sin duda, el vidrio es de vital importancia si de aislamiento del ruido hablamos. No olvidemos que la mayor parte de la ventana está ocupada por el cristal. Hoy en día hay muchos vidrios de gran calidad para aislar del ruido de forma efectiva. Por lo general, busca siempre que alguno de los vidrios tenga, al menos, 6 milímetros de espesor. También dan buen resultado los vidrios laminados y los que llevan gas en la cámara del doble acristalamiento.

LOS MATERIALES

El PVC aisla mejor el ruido que otros materiales como el aluminio, así que decántate por las ventanas de PVC.

ATENTO A LAS PERSIANAS Y LAS CAJONERAS

De nada servirá que logres unas ventanas maravillosas contra el ruido si luego no prestas atención a las persianas y las cajoneras. Las primeras deben ser de buena calidad y las segundas deben disponer de materiales aislantes para no ser un coladero de ruidos.

En definitiva, aquí tenéis algunos consejos sobre ventanas que aislan del ruido. Es importante que os pongáis en manos de profesionales que os ayuden incluso realizando unas mediciones de ruido interiores y exteriores. Será la forma de encontrar una solución perfecta y a medida para vuestro caso concreto.